BLOG

Durante su primera experiencia como emprendedor, Fernando Nocobe ha experimentado los mismos errores que todos hemos cometido al montar empresa. Sin embargo, para este profesional en ciencias políticas, quien siempre trabajó en el área de ventas, estas experiencias alimentaron su proceso de aprendizaje.

Su idea de emprender nació en el año 2016. Durante un viaje que realizó ese año con la empresa en la que trabajaba, encontró en las calles de Japón la inspiración de lo que sería su idea de negocio.

De la mano de su esposa y con su primer socio montaron ikiwaii, la primera tienda de Crepes Japoneses en Colombia. Desafortunadamente, las cosas no pasan ni como se planean ni tan rápido como uno quisiera. Tuvo que cerrar por un tiempo su local y ahora junto con German segura y Julian Aranguren, sus actuales socios, está nuevamente en la lucha por reabrir su sueño emprendedor. En ese proceso aprendió mucho, por ensayo y error y sin que nadie lo previniera.

Lee atentamente sus enseñanzas.

1. El valor del dinero. Hay que cuidar cada peso. Es difícil ganarlo así qué hay que pagar lo justo por las cosas. Para empezar, no necesitas comprar el mobiliario más costoso del mercado…

2. Ser exigente con la gente. Ser exigente no significa ser mala persona, aunque para algunos así lo sea. En tu empresa los resultados dependen del trabajo en equipo y si el equipo no está dando lo mejor, los resultados no serán buenos.

3. Delegar. Tu solo no puedes hacerlo todo. Delega tareas con objetivos claros y tiempos para cumplirlas. Siempre evalúa, retroalimenta y mejora.

4. Resiliencia. Es la capacidad de rebote. Caer es inevitable, todos los seres humanos podemos caer en algún momento. Tú decides cuánto tiempo estar abajo. Puedes ser como una pelota de tenis o como una bola de bolos. Hay que salir rápido de las caídas, incluso de las pequeñas caídas diarias.

5. La “tolerancia a la frustración” no es una herramienta. ¿Realmente quieres vivir tolerando estar mal? Si algo malo está pasando en tu vida no debes “tolerarlo” ¡debes cambiarlo!

6. La familia y los buenos amigos son tu apoyo más importante. En los momentos difíciles es cuando más lo notas, pero no dejes de estar con ellos en las buenas y en las malas.

7. Agradecer. Nos quejamos mucho y agradecemos realmente poco lo que tenemos. Cuando algo falta es cuando notamos su ausencia.

8. Cultiva tu vida espiritual. Sin importar cuáles sean tus creencias, ten presente y dedica tiempo a tu parte espiritual, tanto en los buenos como en los malos momentos.

9. Aprender a decir NO. Suena fácil, pero no ser capaz de decir NO es una de las razones principales por las que terminamos asumiendo responsabilidades y pesos que no nos corresponden.

10. Saber reconocer cuando el ego se convierte en un peso para el trabajo en equipo. Hay que aceptar que hay otras formas de hacer las cosas mejor que las que se nos pueden ocurrir a nosotros mismos y al reconocer esto, darle todo el apoyo a esa mejor forma de hacer las cosas.

11. No apostarlo todo. Eso del “all in” no es una buena estrategia. Hay que tomar riesgos, pero siempre tener garantías mínimas.

12. No hay que confundir pensar en grande con empezar en grande. Piensa en grande, prueba en pequeño, corrige y masifica.

13. En una startup es probable perder en los primeros años. Hay que dejar de ver estas pérdidas con miedo y empezar a verlas como una inversión.

14. Aprende a separar la familia de los negocios.

15. Todos los que participen en la startup merecen una retribución. Si el negocio no da para pagar sueldos, incentivos o participación, no es un buen negocio.

16. Págale a un especialista para tareas como la contabilidad, la fotografía, el marketing online, etc. y págale lo Justo! 

Calle 35 N°14-70

Bogotá, Colombia


Cel: (+57) 3024434400

Fijo: (+571) 2573097


contacto@combocoworking.com

Horarios: Lunes a Viernes

8:00 a.m. a 5:00 p.m.

www.combocoworking.com